Capítulo 4: Operaciones básicas con variables

Introducción

En el capítulo anterior hemos hablado del concepto de variable y de cómo realizar un uso básico de ellas para guardar información. También aprendimos que la información que almacenamos puede ser de tipos diferentes y que las variables pueden amoldarse a tipos de datos cambiantes u obligar a que su contenido pertenezca a un tipo de dato en particular.

Pues bien, una vez que sabemos todo eso, ha llegado el momento de aprender a realizar operaciones con el contenido de las variables y, si es necesario, que el destino de ese resultado sea también una variable.

Para lograrlo, disponemos de un conjunto de operadores que nos permitirán realizar dichos cálculos. Además, según el tipo de dato sobre el que pretendamos actuar, deberemos utilizar unos u otros.

En el capítulo de hoy conoceremos los más importantes y aprenderemos a utilizarlos.