Introducción

Todos los lenguajes de programación procedimentales necesitan estructuras que faciliten la ejecución de determinadas instrucciones sólo cuando se cumpla una condición concreta. Por ejemplo, un script puede pedir un dato al usuario y, dependiendo de la respuesta, ejecutar un fragmento de código u otro. En definitiva, la lógica condicional permite a los scripts tomar decisiones, añadiéndoles flexibilidad e inteligencia a su estructura.

Como la mayoría de los lenguajes de programación, PowerShell utiliza para estos fines dos instrucciones diferentes:

  1. if: Examina un valor lógico y, según sea el resultado, ejecutará un conjunto de instrucciones u otro.

  2. switch: Su funcionamiento es parecido al anterior, pero nos permite evaluar más de una condición.