Sync (parte II): Compartir archivos entre dos equipos

Resilio Sync logoHace unos días, en nuestro primer artículo sobre Sync, aprendimos cómo realizar la Instalación sobre Ubuntu 16.04 LTS, pero, probablemente, te quedaras con la miel en los labios, porque el artículo terminaba justo con el final de la instalación.

Sin embargo, hoy comenzaremos justo donde lo dejábamos entonces, para que puedas comprobar lo sencillo que resulta compartir una carpeta entre dos ordenadores que se encuentren en la misma red. Para simplificar las cosas, supondremos que los dos ordenadores implicados están ejecutando Ubuntu, y dejaremos para más adelante la incorporación de otros sistemas operativos.

Para realizar nuestra tarea, la dividiremos en tres fases:

  • Compartiremos una carpeta desde el primer ordenador
  • Accederemos a esa carpeta desde el segundo y añadiremos contenido
  • Comprobaremos que el contenido ha sido añadido en el primer ordenador.

Así pues, si estás listo, comencemos.

Compartir una carpeta desde el primer ordenador

En el artículo anterior acabábamos con una ventana del navegador abierta, en la que se mostraba la página de configuración de Sync.

Recuerda que, para lograrlo, era necesario que estuviese ejecutándose el programa btsync, que habíamos descargado desde la página web de Resilio, y que, en el navegador, hubiésemos escrito la siguiente dirección: localhost:8888

A partir de aquí, lo primero que debemos hacer es añadir la carpeta que deseamos compartir.

1

Para lograrlo, comenzamos por hacer clic sobre el botón Add Folder.

Al hacerlo, aparecerá una ventana que nos permite navegar por el árbol de directorios de nuestro equipo, hasta llegar a la carpeta que queremos compartir.

Si aún no existe la carpeta que quieres compartir, puedes situarte en el lugar donde quieras crearla y hacer clic sobre el enlace New Folder.

2

Cuando nos encontremos sobre la carpeta adecuada, hacemos clic sobre el botón Open.

Al hacerlo, obtendremos una nueva ventana donde definiremos el comportamiento del recurso que estamos compartiendo. Lo primero que veremos será un aviso indicando que, de forma predeterminada sólo tendremos que aprobar a cada usuario una vez. Eso significa que el programa conservará un certificado con su identidad y, la próxima vez que compartamos una carpeta con esa persona, so será preciso aprobarla.

De forma alternativa, podemos establecer opciones para vínculos seguros con la carpeta, de modo que se requiera una aprobación individual para cada participante que trate de conectar.

3

Para nuestro ejemplo, cerramos el aviso y dejamos el valor predeterminado.

El resto de las opciones permitirán indicar si la carpeta se compartirá en modo de sólo lectura o también permitiremos escribir, si el enlace debe caducar en un número determinado de días o si se trata de un enlace de un solo uso.

4

También dejamos el valor predeterminado para el resto de opciones.

Además, eligiendo el botón Key, tendremos acceso a las claves que nos permitirán compartir en modo lectura o lectura y escritura. Así, podremos diferenciar el modo en el que compartiremos la carpeta con unos usuarios y con otros (compartiendo, con cada uno, la clave que nos interese).

Podemos usar el botón Copy para poder copiarlo en el portapapeles del sistema.

De forma alternativa, disponemos de un código QR que nos puede facilitar la configuración en dispositivos móviles.

5

Para nuestro ejemplo, usaremos el botón Copy para la clave Read & Write.

De este modo, obtenemos la clave en una ventana de la que podemos copiar.

6

Pulsamos la combinación de teclas Ctrl + C para copiarla y enviarla por algún medio seguro al otro equipo con el que estamos compartiendo.

Después de esto, ya puedes cerrar la ventana del navegador. La carpeta compartida estará disponible mientras el equipo esté encendido.

Si necesitas que la carpeta que has compartido esté disponible en la red siempre que arranques el ordenador, tendrás que ejecutar, cada vez, el programa btsync.

Si esta tarea te resulta pesada, puedes conseguir, de una manera muy sencilla, que se realice automáticamente. Sólo tienes que seguir las indicaciones que incluimos en el artículo Ejecutar automáticamente Transmission al iniciar sesión en Ubuntu.

Acceder a la carpeta desde el segundo ordenador

Lo primero que debemos hacer en el segundo ordenador es volver a seguir los pasos explicados en el artículo Sync (parte I): Instalación sobre Ubuntu 16.04 LTS.

Una vez abierta la URL de Sync en el navegador, debemos hacer clic sobre el icono con una flecha hacia abajo que hay junto al botón Add Folder que usamos más arriba.

1

En el menú que se despliega, elegimos la opción Enter a key or link.

Al hacerlo, obtendremos una ventana donde escribir la clave que habíamos obtenido en el primer ordenador.

2

Después, hacemos clic sobre el botón Next.

A continuación, obtendremos una ventana donde elegir la carpeta local que queremos sincronizar con la remota. en este sentido, es necesario aclarar dos cosas: que no es preciso que se llame igual que en el primer ordenador y que, si aún no existe, puedes situarte en el lugar donde quieras crearla y hacer clic sobre el enlace New Folder.

Para este ejemplo, usaremos la carpeta prueba que tenemos creada para esta función y que en estos momento se encuentra vacía.

3

Seleccionamos la carpeta y hacemos clic sobre el botón Open.

Después de esto, ya podemos abrir la carpeta, con nuestro explorador de archivos, y comprobar su contenido.

En este caso, sólo tenemos un archivo de texto y la sincronización será casi inmediata, pero si el volumen de información es mayor, el proceso de actualización puede tardar algo más.

4

Contenido de la carpeta sincronizada.

Como en el primer ordenador dimos permiso de escritura, ahora también podremos crear nuevos archivos, o modificar los existentes desde este equipo.

5

Por ejemplo, creamos un nuevo archivo.

Comprobar la sincronización en el primer equipo

Sólo tenemos que abrir el explorador de archivos en el primer equipo y desplazarnos hasta la carpeta que estamos compartiendo para comprobar que el contenido se sincroniza correctamente.

1

Ya aparece el archivo creado en el segundo equipo.

En definitiva, se trata de una forma sencilla de mantener ciertos contenidos sincronizados entre los diferentes dispositivos de nuestra red. Si además disponemos de un NAS (Network-attached storage) o un servidor que suela estar activo en nuestra red, Sync puede ser un modo tremendamente sencillo de crear nuestra propia nube.

Y hasta aquí el artículo de hoy. Espero que te resulte útil.

Todos los artículos de la serie…

  1. Sync (parte I): Instalación sobre Ubuntu 16.04 LTS.
  2. Sync (parte II): Compartir archivos entre dos equipos.
  3. Sync (parte III): Instalación sobre Windows 10.