Administrar la memoria virtual en Windows 8.1

Como probablemente sepas, la memoria virtual es un método de administración de memoria que incluyen prácticamente todos los sistemas operativos modernos. Su objetivo es que siempre exista la mayor cantidad de memoria principal (RAM) disponible para que la utilicen los procesos que se estén ejecutando y el propio sistema operativo.

El problema es que los sistemas operativos actuales son capaces de ejecutar de forma simultánea multitud de procesos. Cada uno de estos procesos requiere su propia porción de memoria y, en algunos casos, la cantidad solicitada es muy grande (puede que sea incluso mayor que la propia memoria RAM).

La forma en la que los sistemas operativos resuelven esta situación es volcando sobre un dispositivo de memoria secundaria (normalmente el disco duro) las porciones de memoria que los procesos no estén utilizando en ese preciso instante. Lógicamente, habrá que volver a traerlas a la memoria principal cuando los procesos las vayan necesitando.

Esta es una tarea que los sistemas operativos modernos realizan de una forma muy eficiente. Sin embargo, no debemos olvidar que para realizarla, se utiliza un archivo especial, llamado archivo de paginación. Si, en un momento determinado, este archivo se encuentra muy lleno (lógicamente, en ese caso la memoria principal también lo estará), el rendimiento del equipo bajará de forma considerable.

Si tras ampliar el archivo de paginación, el rendimiento no es satisfactorio, puede que no tengas más remedio que ampliar la memoria principal.

Si este problema nos ocurre de forma esporádica, no debemos preocuparnos en exceso, puede que, simplemente, estemos ejecutando más programas de los que necesitamos en ese preciso momento. Sin embargo, si se trata de algo que te ocurre a menudo, debes plantearte, como mínimo, ampliar el tamaño del archivo de paginación. Aún así, no debes olvidar que este archivo se encuentra en memoria secundaria, que es mucho más lenta que la memoria principal, por lo que el rendimiento final puede ser menor de lo esperado.

Para cambiar el tamaño del archivo de paginación, comenzaremos por hacer clic, con el botón derecho del ratón sobre el botón Inicio del Escritorio.

1

En el menú de contexto que aparece, hacemos clic sobre Panel de control.

Al hacerlo, conseguiremos que se abra la ventana Panel de control. Se trata de la interfaz gráfica que nos facilita la consulta y modificación de los ajustes más importantes del sistema operativo.

2

Hacemos clic sobre la entrada Sistema y seguridad.

Así, obtenemos las opciones relativas al cortafuegos, el cifrado, las actualizaciones, etc.

3

… Pero nosotros, en este caso, hacemos clic sobre la opción Sistema.

De esta forma, llegamos a la ventana Sistema. Probablemente estés pensando que, en el artículo Averiguar qué memoria y procesador tiene un equipo con Windows 8.1, que vimos hace unos días, aprendimos a llegar hasta aquí de una forma diferente. Tienes razón, pero así aprendemos varias formas de llegar a los mismos sitios en Windows 8.1.

4

En este caso, haremos clic sobre el enlace Cambiar configuración.

Al hacerlo, se abrirá la ventana Propiedades del sistema. En ella, activamos la solapa Opciones avanzadas.

5

… Y, dentro del área dedicada al Rendimiento, hacemos clic sobre el botón Configuración.

Esto hará que se muestre una nueva ventana titulada Opciones de rendimiento. Como antes, la solapa que nos interesa es Opciones avanzadas, por lo que hacemos clic sobre ella.

Así, en el área dedicada a la Memoria virtual comprobamos que el archivo de paginación actual ocupa 1216 MB.

6

Para ajustar su comportamiento, hacemos clic sobe el botón Cambiar.

De nuevo, se abrirá una ventana. Esta con el título Memoria virtual.

De forma preceterminada, aparecerá seleccionada la casilla Administrar automáticamente el tamaño del archivo de paginación para todas las unidades. Esto nos convierte en meros espectadores, permitiéndole al sistema realizar la administración de la memoria de forma autónoma.

7

Aspecto de la ventana Memoria virtual.

Para realizar modificaciones, bastará con desmarcar la casilla de verificación anterior. Esto activará tres opciones:

  • Tamaño personalizado: Que nos permite elegir dónde ubicamos nuestro archivo o archivos de paginación y cuál será su tamaño inicial y su tamaño máximo.
  • Tamaño administrado por el sistema: Dejamos que Windows 8.1 establezca el tamaño del archivo de paginación por nosotros.
  • Sin archivo de paginación: Elimina el archivo de paginación del disco duro. Esta solución no es recomendable, salvo que tengamos una gran cantidad de memoria RAM o estemos cambiando el archivo de paginación a otra unidad de almacenamiento.

Cambiar el tamaño o la ubicación del archivo de paginación

Además de asignar un mayor tamaño al archivo de paginación, esta ventana puede ser interesante cuando disponemos de varias unidades de almacenamiento. En estos casos, obtendremos un mejor rendimiento de la memoria virtual ubicando el archivo de intercambio en la unidad que tenga menos actividad, evitando posibles cuellos de botella.

Como es lógico, si dividimos el archivo de paginación entre dos particiones del mismo disco, no obtendremos beneficio. Incluso podemos perder algo de rendimiento.

También podemos obtener un mejor comportamiento dividiendo el archivo de paginación entre varias unidades y, por lo tanto, repartiendo el tiempo de acceso entre ellas.

Para comenzar, vamos a comprobar lo fácil que resulta cambiar la ubicación del archivo de paginación.

Si observas la imagen anterior, comprobarás que disponemos de dos discos diferentes (C: y E:). Además, puedes comprobar que bajo la columna Tamaño del arch. de paginación (MB), en la unidad C: indica Administrado por el sistema, mientras que en la unidad E: aparece Ninguno. Esto significa que el único archivo de paginación que tenemos ahora tiene un tamaño automático y se encuentra en la unidad C:

Pues bien, para cambiar su ubicación, comenzaremos por desactivar el archivo de la unidad C:.

1

Con la unidad C: seleccionada, elegimos Sin archivo de paginación. Después, hacemos clic sobre el botón Establecer.

Al hacerlo, aparece una ventana avisando de que la anulación del archivo de paginación puede ocasionar errores en el futuro y que, llegado ese momento, la información que ofrezca Windows podría no ayudarnos a encontrar el origen del error.

En cualquier caso, en este ejemplo, crearemos a continuación un archivo de paginación en la otra unidad, por lo que no debemos preocuparnos de nada.

2

Hacemos clic sobre el botón .

Lo siguiente será hacer clic sobre la unidad E: para seleccionarla y, a continuación, elegir Tamaño administrado por el sistema.

3

Después, haremos clic sobre el botón Establecer.

Observa que ahora es la unidad C: la que tiene el valor Ninguno bajo la columna Tamaño del arch. de paginación (MB), mientras que la unidad E: muestra el valor Administrado por el sistema.

4

El archivo de paginación ha cambiado de ubicación.

Si prefieres ajustar el tamaño del archivo de paginación a mano, sólo tienes que elegir la opción Tamaño personalizado. Después, escribimos los valores para Tamaño inicial (MB) y Tamaño máximo (MB) en los cuadros de texto correspondientes.

Como valores orientativos, puedes observar los incluidos en la parte inferior de la ventana. En cualquier caso, se recomienda que el valor máximo se encuentre en torno a una vez y media del tamaño de la memoria RAM. En nuestro ejemplo, como disponemos de 2 GB de RAM, hemos establecido valores entre 1,5 y 2,5 GB para el archivo de intercambio.

5

Finalmente, hacemos clic sobre el botón Establecer.

Al hacerlo, el texto Administrado por el sistema de la unidad E: habrá sido sustituido por el intervalo de valores que hemos fijado

6

Hacemos clic sobre el botón Aceptar y cerramos el resto de las ventanas

Recuerda que, si vas a repartir el archivo de paginación entre varias unidades, El tamaño máximo orientativo al que nos referimos aquí será la suma de los tamaños de los diferentes archivos.

 

Por último, ten en cuenta que después de efectuar estos cambios, será preciso reiniciar el ordenador.

Espero que te resulte útil.

One more thing…

Hace unos días publicamos también un artículo que te explicaba cómo Averiguar qué memoria y procesador tiene un equipo con Windows 8.1.